Pasión sin fronteras

El aumento de inmigrantes en el país ha generado debate en el último tiempo. La discriminación y el racismo son un tema que se vive día a día y que complica a miles de forasteros que vienen en busca de una mejor calidad de vida. Pese a esto, existe un mundo en el que la segregación pasa a segundo plano: el fútbol. Por lo mismo, muchos extranjeros han encontrado en este deporte una oportunidad de integración social, y cada vez son más los adherentes a los clubes nacionales.

Por Patricio Silva.

Es miércoles 20 de diciembre. La tarde es calurosa y poco a poco los hinchas de Unión Española llegan al estadio Santa Laura, en un duelo clave para entrar a copas internacionales. Entre la multitud destaca, por su acento diferente, un joven hincha que saluda a otros integrantes de la barra y viste la camiseta del América de Cali, de Colombia. El lienzo con su nombre y la insignia del Cali ya tiene su lugar definido en la reja del recinto. El Rolo, como le dicen sus cercanos, es uno de los tantos hinchas extranjeros que cada fin de semana vibra con un club nacional y que ya hicieron parte de su vida en el país.

Chile es el país latinoamericano donde más ha aumentado la inmigración en la última década. Según un informe entregado por la Organización Internacional del Trabajo, el país aumentó su cantidad de extranjeros en un 4,9% por año entre 2010 y 2015. Por lo mismo, han surgido distintas organizaciones que buscan ayudar en la integración social de estos para luchar contra la discriminación. Y Los clubes nacionales no han estado ajenos a esto.

Unión Española, La Serena y Wanderers, entre otros, han realizado distintos tipos de beneficios para que los vecinos de otros países asistan a los estadios. Por ejemplo, el cuadro de Independencia este año lanzó una oferta en que los inmigrantes podían abonarse por solo 10 mil pesos al año. “Es algo que propuso el presidente del club (Jorge Segovia). Ha sido bastante bueno, de ese momento a la fecha ya van más de 100 extranjeros que se abonaron a la Unión”, comenta Teresa Norambuena, funcionaria y encargada de la regulación de los socios en la institución.

Pero los clubes no son los únicos que han avanzado en esta lucha contra los altos índices de discriminación que hay en el país. Carolina Carvajal, trabajadora social e hincha de toda la vida de Santiago Wanderers, creó una fundación para inmigrantes, y una de las aristas del programa, consiguió ligarla al club de sus amores. Habló con la dirigencia y cada vez que ella lo solicita, consigue entradas gratuitas para un grupo de haitianos y colombianos principalmente, que ya son parte del club.

El fútbol es una puerta a la inclusión, generamos instancias participativas y los muchachos van felices. Viven en Valparaíso y Wanderers es parte de este lugar. (…) ya son wanderinos y en los partidos sienten la adrenalina”, comenta Carolina, quien además cuenta que uno de los objetivos específicos de la organización en la actualidad es enfocarse en la inclusión deportiva.

Para Angélica Pedraza, quien trabaja en la Corporación Santiago Wanderers, la iniciativa en un comienzo causó curiosidad entre la gente, pero con el tiempo se fue consolidando gracias al apoyo de la barra del equipo, Los Panzers. “Han surgido distintos eventos en que varios haitianos han sido invitados como la Navidad Panzer, que se realiza todos los años y el campeonato de fútbol de la barra, donde hasta llevaron su propio equipo y se pusieron Los Haitianzers”, comenta entre risas, producto de la originalidad del nombre.

Según Angélica, una de las cosas más características de Valparaíso y con lo que más uno se puede vincular, es Wanderers. Una ciudad entera detrás del club genera una comunidad que va más allá del partido que se juegue cada fin de semana. Por lo mismo, la inclusión es totalmente favorable para quienes aún no se sienten parte de la sociedad. En el fútbol, la discriminación es mínima cuando todos luchan por un objetivo común, en un deporte que no sabe de fronteras.

La U también aporta con su gente

En octubre del año pasado, un grupo de hinchas de la Universidad de Chile realizaron un campeonato de baby fútbol para ayudar a los damnificados por el Huracán Mateo en Haití. Aquí los detalles del evento.

A pesar del éxito de la iniciativa, para Cristopher Barrera, uno de los organizadores del campeonato, muchos haitianos no entendían bien de que se trataba, porque varios venían recién llegando a Chile. “Muchos no hablaban español, pero no se necesitan las palabras para poder comunicar algo. Algunos tenían desconfianza porque no cachaban bien que podía pasar, pero al final resultó todo bien. Hasta se fueron campeones”, comenta.

Producto de la buena recepción que tuvo el campeonato gestionado por estos hinchas independientes, decidieron realizar un segundo torneo el pasado 18 de noviembre, también con la idea de recaudar fondos. Para Cristopher, la intención es hacer más de uno al año, pero por ahora se conforma con lo que han logrado. “La finalidad era que se generara un punto de encuentro donde la gente de la u pudiera normalizar el compartir con personas de otro color. Entendemos que la comunicación muchas veces genera realidades en otras personas que las incentiva a hacer cosas similares”, explica.

Rolo y su pasión por Unión

Michael Mariño Ríos llegó hace 3 años a Chile. Su amor por el fútbol, el estadio y los amigos que había dejado en Cali hacían que le faltara un pedazo de su vida en esta parte del mundo. Sin embargo, los colores te marcan para siempre y Rolo así lo ratifica. “En un comienzo me hice hincha de la Unión por la camiseta roja y porque al América (su equipo) también le dicen “Los Diablos Rojos”. Después me metí en la barra y soy un agradecido de todo lo que me ha dado la Unión Española. Aquí encontré una familia”, reconoce.

De la misma forma que Michael, son muchos los hinchas que se arraigan cada día más en el fútbol nacional. Como una escapatoria a los problemas o una manera de generar vínculos en la sociedad, el deporte más popular del país entrega su granito de arena para erradicar el racismo. Y los mismos hinchas están dispuestos a sumarse a esta iniciativa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s