Un Frente Amplio de poder

 

Si bien el Frente Amplio se formó como coalición el año pasado, en estas elecciones presidenciales ha jugado, y jugará, un rol muy importante y con tintes de decisivo. Tanto es así, que Alejandro Guillier busca captar un gran porcentaje de esos votos, los obtenidos por Beatriz Sánchez en primera vuelta, para poder vencer a Sebastián Piñera.

Por Cristóbal Hernández

El Frente Amplio, pacto conformado por distintos partidos de izquierda como Revolución Democrática, Partido Humanista, etc, en el poco tiempo que lleva de existencia, apenas un año, ha logrado a seducir a una gran parte de la población que vota en nuestras elecciones.

La primera sorpresa de este bloque fue en las elecciones municipales. Jorge Sharp, con un 53.70% de los votos, es elegido como nuevo Alcalde de Valparaíso. Un giro inesperado, ya que las encuestas daban por ganador a Jorge Castro, quien, hasta ese entonces, se desempeñaba como edil de esa región.

Un resultado que hacían que las esperanzas de Gabriel Boric y Giorgio Jackson, líderes y máximos representantes del bloque, de poder optar a tener un buen resultado en las elecciones presidenciales comenzará a tomar fuerza.

Pero se lo tomaron con calma. Para Ian Mackinnon, Cientista Político de la Universidad Católica y Máster en Políticas Públicas Internacionales de la University College of Londres, nos explica un aspecto que no todos han tomado en cuenta.

“Yo creo que están en una etapa definitoria al respecto (el F.A.), a diferencia del PRO en 2009. Esta vez el Frente Amplio si consiguió representantes para el congreso (en ambas cámaras), lo cual consolida y le genera cierta proyección a este movimiento” sentencia.

Para Gonzalo Harismendy, Coordinador General del Programa Electoral de la Universidad Central, la situación del Frente Amplio es sorpresiva, pero reafirma la opinión de Mackinnon.

“Con 20 diputados y 1 senador entran de lleno en el sistema político. Algo que no estaba ni en sus propios pronósticos. El Frente Amplio se armó el año y estas son sus primeras elecciones, pero ya deben ser considerados como un nuevo actor político” sentencia.

Para Ian, uno de los grandes méritos del Frente Amplio fue definir la agenda temática de los candidatos. Alejandro Guillier, con el afán de poder ganar los votos de este bloque, ha decidido crear distintas propuestas a su programa que sean afines a los ideales de estos partidos. Entre ellos se encuentra la condonación del CAE al 40% más pobre de la población, la posibilidad de acabar con el sistema de AFP en un largo plazo, entre otros tantos proyectos.

Discurso Ambiguo

El día 30 de noviembre, y de cara a la segunda vuelta, el Frente Amplio, sabiendo la importancia de sus votantes, decidió llamar a una rueda de prensa para dar a conocer si apoyaban a Alejandro Guillier o se restaban de darle una mano al candidato de la Nueva Mayoría.

Con Beatriz Sánchez como vocera, el nuevo bloque político llamó a no votar por Sebastián Piñera, argumentando que sería un retroceso, pero no convocó a sus votantes a apoyar a Guillier. Para los expertos, fue un movimiento muy poco estratégico por parte del Frente Amplio, pero para Harismendy esto tiene un claro objetivo.

“La intención del Frente Amplio es proyectarse políticamente en un mediano plazo. Porque lo que ellos buscan es reemplazar a la nueva mayoría y no renovarla en el poder. Entonces por eso el apoyo fue tan ambiguo” expresa.

Ante esto, consultamos a Miguel Crispi, diputado electo de Revolución Democrática, cuál era su visión sobre el comunicado y declinó referirse al tema argumentando que fue una decisión tomada en bloque y que cada uno era libre de votar por quien quisiera.

¿Esto realmente complica a Guillier? 

Para Mackinnon esto no es así. Si bien un apoyo con mayor claridad pudo haber ayudado de mejor manera al candidato, los distintos rostros del F.A como Jorge Sharp y la misma Beatriz Sánchez, han dado a conocer públicamente que votarán por Guillier en segunda vuelta.

Harismendy, por contra parte, prefiere guardar sus pronósticos. “Como te digo, si este llamado ambiguo afectó o no a Guillier, lo veremos el mismo día de las votaciones” concluye.

La segunda vuelta tendrá cita el próximo 17 de diciembre. El Frente Amplio estará expectante a los resultados del balotaje ya que, como muchos expertos han expresado, jugarán un papel importante en el resultado del ganador.

Si Guillier consigue seducir a los votantes del Frente Amplio tiene grandes posibilidades de vencer a Sebastián Piñera. Por el contrario, si no lo consigue, Piñera corre con grandes chances de volver a ser presidente de nuestro país.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s