“Derecho al olvido”: Diputado Ceroni presenta proyecto para proteger la vida privada de las personas en la web

En noviembre del año pasado el sitio web “El Dínamo” fue el responsable de publicar una serie de fotografías capturadas por la Agencia Uno, donde se sorprendió al diputado Guillermo Ceroni (PPD) manteniendo conversaciones de carácter privado vía WhatsApp. Casi un año después, el propio Ceroni inició una campaña para cambiar la ley sobre la protección de la vida privada en internet que rige actualmente en nuestro país.

Fue el 10 de noviembre cuando el diputado Guillermo Ceroni se vio envuelto en una de las polémicas más fuertes que se han desarrollado en la política chilena. Conversaciones privadas por WhatsApp salieron a la luz pública y tanto el parlamentario como el medio que hizo pública las fotografías fueron altamente criticados. Es por esto que en el seminario “Derecho al olvido en Chile: Perspectivas y desafíos de un nuevo derecho” realizado por la Universidad de Chile el diputado lanzó la campaña que busca borrar de internet la  información que no sea relevante en la actualidad, ni que sea de interés pública. Todo esto en el marco de un proyecto de ley que fue creado por él mismo, en compañía de otros parlamentarios para modificar la legislación actual sobre la vida privada.

“No tiene nada que ver con mi caso, ni siquiera pensé en él cuando lancé este proyecto junto a los otros parlamentarios. Simplemente tiene que ver con el respeto a la privacidad de las personas y obviamente cuando sean publicados aspectos de su vida que no tienen interés público y cuando perjudica a algún condenado que ya haya cumplido su pena. Cuando se perjudica abiertamente y no afecta a la ley de prensa, debe existir el derecho al olvido”, aseguró Ceroni.

El “derecho al olvido” fue  creado por primera vez hace dos años en la comunidad Europea cuando un mandato judicial que informaba la subasta del inmueble de un ciudadano español por deuda fiscal, fue publicado en un diario local. Debido a este acontecimiento, fue el propio afectado que decidió querellarse contra el medio en cuestión y consiguió invocar por primera vez el derecho al olvido en ese país.

“En Europa todavía se está discutiendo el tema, pero si tenemos países en américa latina donde las cosas están debidamente reguladas, Colombia, Argentina, Perú. En Chile eso no está establecido, no existe un concepto uniforme de lo que significa el derecho al olvido, no está bien definido”, explicó el diputado.

Una de las principales modificaciones que se busca realizar con este proyecto es transparentar el real funcionamiento del motor de búsqueda de Google. Dentro de la propuesta, Ceroni explicó que el proyecto de ley obligará a Google a identificarse como una empresa dedicada a la actividad de hallar la información pública de manera automática, almacenarla temporalmente y ponerla a la disposición de los internautas, lo que se considerará “siempre como un tratamiento de datos personales”.

Además, esta moción plantea que el titular podrá exigir la cancelación o disociación de sus datos, invocando el derecho al olvido. Esto incluye a los medios de comunicación social pero no a los organismos públicos, ya que ellos se rigen por su propia ley de transparencia.

Con esto, los parlamentarios Miguel Ángel Alvarado, Daniel Farcas y Felipe Letelier, encabezados por el diputado Ceroni buscarán emplazar directamente a los motores de búsqueda, como Google,  para que cuando cualquier titular invoque el derecho al olvido, estos tengan que -de forma inmediata- cancelar la información personal.

Por su parte, el abogado de la multinacional Google, Federico Deyá, respondió de manera tajante que este derecho “tiene muchas aristas y es difícil pensar que tiene solo una vía de solución, si es que la tiene”.

Además, aseguró que la responsabilidad no debería caer sobre Google, Yahoo, o ningún otro buscador web ya que Google es sólo un intermediario de internet y no debe hacerse cargo de ponderaciones entre datos o información publicada por la prensa, ni tampoco deberían borrar contenido que es legal.

Nosotros creemos que para eso está la justicia, quien debe definir qué derecho debe prevalecer, si el derecho a la privacidad, a la intimidad o  a la información”, dijo Deyá.

Por otra parte, el abogado de la empresa internacional también recalcó que la idea de copiar o tratar de insertar proyectos europeos no siempre es una buena opción para los países latinoamericanos.

“En Europa ha sido un gran tema pero en América Latina no hay más de cinco casos. El derecho al olvido hoy no es un concepto legal, es una interpretación, es una decisión europea y de cómo tratamos a través de algunos proyectos de ley moldear esos principios a la ley local”.

Asimismo, el jurista fue enfático en aclarar  que “es un gran desafío, por no decir un gran problema”, la idea de no mostrar determinados resultados de búsqueda cuando se hace a partir del nombre de la persona afectada.

Finalmente, la iniciativa que busca perfeccionarse y recién se encuentra en sus inicios mantiene entusiasta al diputado, quien al término del seminario explicó que  “muy interesante poder establecer de manera muy clara en Chile lo que es el derecho al olvido y cómo debiera ser implementado, y cómo debiera ser regulado para no tener estos fallos tan diversos por parte de los tribunales de justicia”.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s